jueves, 28 de junio de 2018

MINI CHEESECAKE DE CACAO Y BAILEYS




Lo bueno,  si breve, dos veces bueno... Menos es más... La esencia viene en frascos pequeños ... No son expresiones que cuadren mucho con la Baronesa Frambuesa.  Ella, si algo es bueno, no quiere que sea breve, ¡de ninguna manera!...en esto hay que darle la razón, ¡qué caray!  Lo del menos es más, le suena a timo; según ella, es una excusa cuando no sabemos hacer el "más":  mejor hago menos, que (también) me equivocaré menos  y  pasará más desapercibido. Si el "más" está bien hecho, no hay comparación con ese minimalismo basado en la poca pericia e idea. En lo de la esencia, no suele entrar, quizá por no completar la frase, lo del veneno (y la talla) a ella le viene cuadrado en ocasiones...

Lo único que no le desagrada en breve y pequeño,  son los "mini"  postres. Le gustan porque permite probar  varias cosas; porque la variedad luce mucho sobre la mesa; porque  todo el mundo encuentra algo que le guste y,  además, dice,  porque al ser pequeñas porciones , se come muchísimo  menos. En su caso, esto último, ¡no se cumple nunca!




Esta receta está hecha siguiendo (más o menos) la receta publicada en un magnifico blog: "Life,love and sugar", absolutamente recomendable y precioso


INGREDIENTES:
-para 12 unidades-
10-12 galletas (*)
1 cucharada de mantequilla sin sal 

340 gr de queso crema
80 gr de azúcar
30 gr de cacao
80 ml de nata liquida 
extracto de vainilla
60 ml de Baileys
2 huevos

200 ml de nata para montar
2 cucharadas soperas rasas de azúcar glas
1 sobre de estabilizante para nata de Dr. Oetker (o similar)
3 o 4 cucharadas de Baileys (si  hay niños podemos suprimirlo) 



ELABORACIÓN:
1. Trituramos las galletas y mezclamos con la mantequilla liquida
2. Extendemos en  las capsulas de magdalenas una capa de esta mezcla, en mi opinión una capa fina
3. Horneamos cinco minutos a 170 grados. 



4.  Batimos a velocidad baja el queso, el azúcar y el cacao, lo justo para mezclarlo
5. Añadimos la nata, la vainilla y el Baileys e integramos
6. Añadimos los dos huevos uno a uno
7. Rellenamos las capsulas con la mezcla. Si es posible utilizamos capsulas que sean más altas de lo habitual para que el cheesecake quede alto
8. Horneamos 12 minutos a 150 grados
9. Transcurrido este tiempo, apagamos el horno y dejamos las piezas dentro  cinco minutos, Después los dejamos dentro, con la puerta entreabierta, 15 minutos. Sacamos y dejamos enfriar totalmente



10. Montamos la nata, muy fría, con el azúcar y estabilizante, añadimos el licor si lo usamos y colocamos por encima, cuando las piezas estén totalmente frías. Espolvoreamos con cacao o chocolate rallado. Guardamos en el frigo,




(*)La receta original lleva galletas Oreo, yo no las he utilizado porque (¡perdón, perdón, perdón!), no me gustan. En mi opinión habría que poner la Oreo (si nos gusta), u otra que no tenga un sabor muy potente y reste sabor a la crema de queso. En realidad, para mí, lo ideal sería poner algo de bizcocho cortado del tamaño de las capsulas de papel, pero esto da más trabajo;  así que, si tenéis alguna galleta que os guste, elegir esa sin más complicación, La otra opción  es suprimir la base de galleta , que también es una posibilidad

No hay comentarios :

Publicar un comentario